image1 image2 image3

PRESENTACIÓN DE LAZAROS PAPADOPOULOS

El nuevo center del C.B. Canarias fue presentado el día de ayer ante los medios de comunicación. Lazaros Papadopoulos, con sus 2.10 metros de altura y 118 kg de peso, viene a reforzar el juego interior aurinegro. Internacional por la selección Griega, medalla de plata en el Campeonato Mundial de Baloncesto de Japón. Entre sus características como jugador destaca sus buenos movimientos en el poste bajo, gran reboteador, y un magnífico pasador; “dentro-fuera”.  
Lleva varios días entrenando con sus nuevos compañeros, y su puesta a punto aún está por llegar. Su puesta de largo será el próximo domingo 16 de febrero ante el CAI Zaragoza (11:15 hora insular). Primer encuentro donde debemos buscar la primera victoria, de las cuatro posibles, de la permanencia.
Esta Peña quiere desearle toda la suerte del mundo, al que es ya, nuestro pívot aurinegro.
¡VAMOS LÁZARO!
¡VAMOS CANARIAS!


Foto: Web del C.B. Canarias.

Redes Sociales:

CONVERSATION

0 comentarios :

Publicar un comentario

Los datos aquí introducidos, no requiere el consentimiento del usuario, son por voluntad propia. Los mismos, NO SERÁN UTILIZADOS CON NINGÚN FIN COMERCIAL, ni serán cedidos a terceros por el titular de la web (Asociación Peña Frente Los Pollos Amarillos).
No se aceptarán comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes o contrarios a las leyes españolas, incluyendo los que constituyan apología del terrorismo o de la violencia en general, o aquellos que puedan suponer cualquier violación de los derechos de los menores y la infancia.
La Peña Frente los Pollos Amarillos, se reserva el derecho a eliminar todos los comentarios que no se ajusten a estas condiciones. También, podrán eliminarse aquellos comentarios enviados por robots u otros programas informáticos, así como links-enlaces, destinados a desnaturalizar o generar controversia.
No obstante, los comentarios aquí manifestados, no reflejan la opinión del titular del presente portal, sino de los internautas, que son ellos, los únicos responsables de las opiniones vertidas.